Sentadillas de Sumo

0



Las sentadillas de Sumo son un tipo de sentadillas que se ejecutan con las piernas más abiertas de lo normal (como un luchador de Sumo) y su movimiento se enfoca principalmente en los isquiotibiales, los cuádriceps y los glúteos. A la hora de  hacer sentadillas de Sumo en casa o en el gimnasio, es importante que los dedos de los pies apunten hacia afuera y que las rodillas no se hundan hacia adelante cuando se flexionan.

AductoresCuádricepsGlúteosIsquiotibiales
KettlebellsSin material

Cómo hacer sentadillas de sumo

Como ya hemos comentado, la forma de ejecución de la Sentadilla de Sumo se caracteriza por una separación amplia de las piernas. Asegúrate de que las puntas de las rodillas queden justo en la vertical de los extremos de los dedos gordos del pie una vez conozcas los pasos que debes seguir para hacer Sentadillas de Sumo:

  • 1

    Separa los pies al doble de la anchura de los hombros y deja que el centro de gravedad del cuerpo recaiga sobre las plantas de los pies, con ligera tendencia a los talones. Orienta las puntas de los pies hacia el exterior en un ángulo de 45º, con las piernas convenientemente abiertas, de forma que en la flexión de las rodillas siempre queden justo en la vertical de la punta de los dedos gordos de los pies.

  • 2

    Flexiona las rodillas hasta los 90º, teniendo en cuenta que el movimiento hacia abajo se debe provocar por medio de los glúteos y realizarlo con una ligera tendencia hacia atrás.

  • 3

    Mantén lo más erguido posible el tronco y no permitas que se incline hacia adelante.

  • 4

    Tras una pequeña pausa, estira las piernas para volver a la posición inicial y repite el ejercicio tantas veces como lo indique tu rutina.

RECOMENDACIÓN

Para poder ejecutar correctamente una sentadilla de Sumo es importante contar con un cierto grado de movilidad de los aductores (parte interna de las piernas). Hay que preocuparse de mantener recta la columna vertebral, si inclinar el tronco, de mantener ambas piernas cargadas de forma simultánea y de evitar que las rodillas de hundan hacia el interior.

Beneficios de hacer sentadillas de sumo

Los beneficios de las sentadillas de Sumo son muy parecidos a los que aportan las sentadillas tradicionales. Además de ayudar a fortalecer los músculos y a tonificar las piernas, las sentadillas tipo Sumo permiten ganar flexibilidad en la parte interna de los muslo y mantener una postura corporal correcta. También favorecen la movilidad y la fuerza de la espalda baja, las caderas y las piernas.

Si optas por hacer sentadillas de Sumo con kettlebells o con otro tipo de material (mancuernas, discos, pesas, etc.) para trabajar la fuerza y la resistencia, también conseguirás fortalecer el tren superior y tonificar los brazos. Recuerda siempre mantener la espalda recta y los talones en el suelo durante todo el ejercicio para obtener todos los beneficios que te indicamos.